Hridaya es la palabra sánscrita que designa al corazón espiritual, lugar donde se halla la fuente verdadera de nuestra  naturaleza esencial.

Si se llena de amor y compasión, dice Sai Baba, la paz reinará suprema en el mundo.

 Así, como el corazón, Hridaya se ubica en la orilla del sublime lago de Valle de Bravo:

Pueblo mágico de calles empedradas y edificios coloniales que emana tranquilidad y deja un indeleble recuerdo en quienes nos visitan.

La entrada del jardín  te recibe con un camino empedrado y una fuente que con el canto del agua nos ayuda a fluir con armonía.

El lobby o la recepción de invitados cuenta con una velaria muy elegante en la cual inicia la experiencia del lugar.

La cercanía de la laguna y la atmósfera que se respira por la vegetación, siempre provocará que nuestros eventos estén llenos de vida.

Extensión

  • 3000 metros cuadrados

Estacionamiento

  • 600 automóviles

Servicios

  • Cocina con instalación de gas.
  • Planta de luz.
  • Sanitarios para minusválidos.
  • Cambiadores para bebés.

Salón de Usos Múltiples

  • 80 personas